jueves, octubre 19, 2006

Homo sapiens

Esto va dedicado a Nachito, que sé que le encanta que se traten los estudios científicos que sirven de relleno para los telediarios. Lo siento, pero es que ... ¡éste no tiene desperdicio!. Si no han podido reir hoy debido a la presencia de bordes oficiales y oficiosos, cruzamientos de cables variados, el banco les ha hecho la faena del día (o del año), o la lluvia les ha provocado vivir más atascos de los que nos merecíamos, pasen y lean:
La humanidad podría dividirse en dos subespecies dentro de 100.000 años, tal como predijo H.G. Wells, afirmó un experto.
Nuestros tataranietos futuros se dividirán en dos especies. Una con muy buena suerte y otra piltrafilla andante; los afortunados serán altos, guapos, atléticos, seudoperfectos, como salidos de la portada de una revista de modelos; los piltrafilla serán bajitos, gordos, chepudos, feos y parecidos a un trollete. ¡Y no estoy de coña!

Más o menos, como si pintáramos una raya en el suelo y mandáramos a un lado a los muy buenos, y exiliáramos en el otro a los muy malos. En fin, para partirse un rato.

Las distintas subespecies humanas predichas por el Dr. Oliver Curry

La evolución suele ser muy irónica e hija de su madre de vez en cuando, pero esto sería una buena jugada del destino. Ganar un órdago sin haber ni siquiera empezado una partida de mús. Ahora bien, si quieren terminar de reirse, póngasen a imaginar en qué grupo estarán los descendientes de ZP, Rovira, Otegui y resto de demócratas varios; o para redondear la carcajada, imaginad por dónde nos ubicaremos nosotros.

13 comentarios:

rakras dijo...

Horror...no sabía que Maria Antonia Iglesias iba a tener tantos descendientes...

Elentir dijo...

Es sorprendente la de gilipolleces que podemos llegar a escuchar en un telediario. Hoy, cuando dieron esta noticia, no me lo podía creer. ¿Qué papanatas habrá difundido un chisme como éste?

Freman dijo...

Hay varios errores de bulto en los razonamientos del señor que hace la predicción. Primero, el efecto de retroalimentación por preferencias sexuales, que sería el causante del alargamiento de pichas y el engrosamiento de domingas, no se da mecánicamente en el Homo Sapiens... porque las preferencias sexuales de las mujeres no están completamente determinadas por la genética ni muchísimo menos. Segundo, para que se produzca la "especiación", es decir, que se generen dos especies a partir de una original, tendría que existir un aislamiento entre grupos durante un tiempo prolongado. Ahí está la trampa, pero también la explicación de por qué alguien sale con esta historia en estos momentos.

Probablemente se trata de un señor a quien le preocupa "el acceso a las técnicas de ingeniería genética", y por ser de ideología socialista, cree que "los pobres" no van a tener acceso a dichas técnicas. Se trata entonces de una mentira piadosa más, como los alarmismos de Greenpeace, cuyo único objetivo es "crear consciencia" de un presunto peligro.

A mí, sinceramente, se me ocurren otros escenarios en los que sí se podría producir una división en dos o más especies: por ejemplo, comunidades que se negasen en un futuro a corregir defectos genéticos por motivos ideológicos o religiosos. Imaginad una comunidad tipo Amish, mayormente endogámica. Ahora mismo, la deriva genética es pequeña, porque trescientos años no es un intervalo significativo en tiempo evolutivo (y porque probablemente, como suele ocurrir con estas cosas, no todo amish sea hijo de un amish y una amish). Pero imaginad, por ejemplo, que surge una cura genética para la diabetes, y que los líderes Amish deciden que va contra sus principios cambiar su dotación genética natural.

De hecho, ya se conoce un puñado de enfermedades que se producen más en estas comunidades cerradas (Islandia es otro caso conocido de isla en la que se ha producido una deriva genética). Ahora mismo, Mel Gibson construye una ciudad sólo para católicos en Florida (siempre que rechacen las conclusiones de cierto concilio vaticano relativamente reciente). Si esto se establece como tendencia, tendríamos un escenario propicio para el surgimiento de dos especies diferentes. Los amish tienen una tasa de natalidad relativamente baja, pero no sería este el caso en una comunidad ultracatólica cerrada. Tendrían una tasa de mortalidad elevada, debido a enfermedades superadas en "el exterior", pero lo compensarían con la tasa de natalidad. Y llegaría un momento en que las dos especies dejasen de ser compatibles para la fecundación. Habría que empezar a hablar entonces del Homo Sapiens Catolicus y del Homo Sapiens Ateo. ¿Cuál de las dos especies sojuzgará la Tierra?

De todos modos, ¿quién puede predecir lo que nos deparará el futuro?

Freman dijo...

Por cierto, lo de la ciudad sólo para católicos tiene su gracia: ¿qué le pasará a la familia a la que, como le ocurrió a la mía, le salga un hijo ateo? ¿Lo expulsarán de la ciudad? ¿Se puede hacer eso en los Estados Unidos? Si es hijo único, ¿podrá vender su propiedad? ¿O será obligatoriamente expropiado para mantener la "pureza" de la comunidad?

Elentir dijo...

Ya no sólo eso: ¿qué pasará si sale una madre soltera?

En fin, yo soy católico, pero soy poco amigo de los confesionalismos políticos y sería incapaz de vivir en una ciudad así (sobre todo porque tengo muchos amigos agnósticos y ateos a los que no podría ver en un sitio así). Esos confesionalismos implican muchos riesgos y pueden tener consecuencias desafortunadas, que acaban provocando más daño que favores a la religión.

Freman dijo...

Además, creo que lo de Gibson es más una secta que mainstream: creo que está contra un concilio (no digo el nombre porque no estoy ducho en la materia y lo mismo digo un disparate). Es un tipo que me caía simpático, precisamente por conservador.

Don Nacho dijo...

:D

Vale, tienes razón, es descojonante.

Ahora existe una subraza en el género humano conocida como "redactorus pluralinus" acaudillados por su gran jefe "El Sopenoso"

Chesk dijo...

Freman, es que el estudio se contradice. Por una parte, tendremos los mismos rasgos porque con la movilidad geográfica se eliminarán aspectos propios de cada raza.

Sin embargo...¿nos dividiremos en dos? ¿En qué quedamos?

Yo no vi el telediario de ayer, pero me hizo muchísima gracia la noticia cuando la leí en la BBC.

Mel Gibson, a parte de sus insultos machistas y antisemitas, simplemente no acepta el Concilio Vaticano II pero sigue siendo católico.

Elentir dijo...

La cuestión es que hay católicos de sensibilidades muy diversas. Por ejemplo, los católicos maronitas libaneses tienen cosas muy parecidas a los amish. Después están los católicos de las Iglesias Orientales, coptos, etc., cuyos ritos tienen muchas diferencias con los latinos. En España incluso están los católicos mozárabes, creo que tienen varias parroquias en Toledo con rito propio.

Eso sí, un católico que no acepta el Concilio Vaticano II no es católico. De ahí la excomunión a Lefevre y compañía, y la exclusión de la Iglesia de determinadas sectas sedevacantistas. De todos modos, creo que Mel Gibson es un tío bastante riguroso en lo que a religión se refiere, pero no es sedevacantista ni se declara opuesto al Concilio. Aunque puede que yo esté mal informado...

Freman dijo...

Pues eso mismo es lo que he leído: que él y su padre se oponen al Concilio Vaticano II (en páginas estadounidenses). Otra cosa es que sea cierto, por supuesto. Sabes que se vende mejor la noticia más grande.

Chesk dijo...

Por cierto, buscando sobre el tema, he encontrado esto:

http://www2.noticiasdot.com/publicaciones/2004/0404/0104/noticias010404/lapasion/lapasion_8.htm

Dice que el actor no está de acuerdo con el Concilio, pero no ha dejado el catolicismo.

Aun así, a mí a veces todo esto me parece mucho marketing de jolivud...

Chesk dijo...

Ah! Y el padre es una joya negacionista del holocausto y que cree que lo del 11-S fue USA. Una familia de lujo...

Adosinda dijo...

Hasta que no leí los comentarios pensé que era de broma.
No sé qué decir. Me he quedado con la boca abierta.

Saludos